La copia más antigua de España del Kitab al Tafri.

Según un informe emitido recientemente por la Escuela de Traductores de Toledo, la localidad de Villarrubia de Santiago conserva la copia más antigua de España del Kitab al Tafri, un compendio jurídico escrito originalmente por el iraquí Ibn Yallahb difundido ampliamente por el Magreb y Al-Andalus. El manuscrito, que apareció casualmente un 15 de marzo de 1787 durante unas obras realizadas en la iglesia del municipio, conserva un colofón fechado exactamente 375 años antes.



El informe codicológico elaborado por especialistas del centro docente e investigador de la Universidad de Castilla-La Mancha concluye que el manuscrito en lengua árabe hallado en Villarrubia contiene una obra "cuyo contenido es bien conocido, por lo que su valor reside en su estructura interna y en la fecha de copia, lo que puede ayudar a conocer la transmisión de este texto jurídico en la Península Ibérica".

El documento explica que el Kitab al Tafri pertenece al género de las aplicaciones del derecho islámico. "Se trata de un compendio de cuestiones prácticas sobre, por un lado, las obligaciones del creyente en su culto a Dios y, por otro, la regulación de determinados actos jurídicos como el matrimonio, los contratos o las herencias, entre otros muchos temas", reza el informe. También precisan que para su redacción, Ibn Yallahb se sirvió de varias obras anteriores consideradas como fuentes principales de la escuela de derecho malikí, redactadas en un estilo fácil que hacía comprensible su consulta y proporcionaba soluciones al lector.

En la Península Ibérica el texto acabó convirtiéndose en un manual de referencia imprescindible para el ordenamiento jurídico de las aljamas mudéjares y moriscas, lo que hizo que fuera traducido al castellano en repetidas ocasiones. Según Juan Pablo Arias, que firma el informe, entre estas versiones destaca la conservada en la Biblioteca de Castilla-La Mancha, fechada en 1607. En cuanto a los manuscritos en árabe de esta obra registrados en España se conocían hasta ahora tres, dos conservados en la Biblioteca Nacional y uno en la Biblioteca de El Escorial. El de Villarrubia, datado un 15 de marzo de 1412, "se convierte en la copia datada más antigua conservada en España", subraya el profesor.

En el momento de su hallazgo el manuscrito se encontraba desprovisto de cubiertas, tal y como confirma el taller madrileño que se encargo de su restauración en 1999. El cuerpo del libro, entonces, se encontraba gravemente deteriorado por el ataque de los hongos, que habían hecho desaparecer los bordes externos de los folios y la estructura de cuadernillos. La intervención incluyó una limpieza de las hojas y su reintegración mecánica con papel japonés, además de la encuadernación.

Aunque el estado actual del Kitab al Tafri es bueno como resultado de esta restauración, para su adecuada conservación la Escuela de Traductores ha recomendado al Ayuntamiento de Villarrubia de Santiago el depósito del mismo en un centro especializado, donde además pueda estar a disposición de los investigadores.

No hay comentarios:

Publicar un comentario